¿ AVIONETA ?

Contrariamente a lo que pudiéramos pensar los miembros de la aviación en México, el término “avioneta” si existe. Este término es plenamente reconocido por la Real Academia de la Lengua Española, así como también está presente en infinidad de diccionarios de la lengua española y castellana en Latino América.

Es un sustantivo, (aquel tipo de palabras cuyo significado determina la realidad) muy comúnmente utilizado en todo el mundo de habla hispana y tiene origen en Europa.

 

avioneta
1. f. Avión pequeño y de poca potencia.
Real Academia Española http://dle.rae.es/?w=diccionario

 

El término “avioneta” o "avión ligero" es subjetivo y poco preciso. Es posible que algunas entidades reguladoras aeronáuticas definan "avión ligero" a aeronaves de cierto rango de pesos,

 pero no existe una definición universal.

La Federal Aviation Administration de los Estados Unidos de Norteamérica (FAA), no define "avión ligero", pero sí define "avión deportivo ligero", cuyo peso no debe exceder los 600 kg.

Se define “avión pequeño" (small airplane), pero no especifica peso. La FAA también define aeronaves ultraligeras a aquellas que de un peso vacío de 115 kg.

Muchas de las aeronaves utilizadas para transporte de mercancías, fotografía aérea, vuelos de esparcimiento y vuelos comerciales de corta duración, para muchos son avionetas.

Según los expertos en lingüística el término avioneta es totalmente válido. Viene del termino francés “avionette” uno de los primeros términos utilizados en la aviación, la palabra avioneta es compuesta por el prefijo avión (avis del latín aves) y un sufijo “eta” (sufijo de tipo diminutivo, nativo de los idiomas catalán, valenciano y aragonés); los cuales componen dicha palabra.

Sin embargo, concretamente en México, a la palabra “avioneta” los miembros de la aviación le damos una connotación despectiva y vulgar ya que para los aeronautas solo existen aeronaves o aviones en sus diferentes categorías como lo serían los aviones ultraligeros, los aviones mono motores, bimotores, las aeronaves de categoría de estela turbulenta ligera, o pesada etcétera.

Sin embargo, nada tiene que ver con una definición de género en lo absoluto ya que al igual que las profesiones “no” tienen género (como en el caso de hombres o mujeres que lo correcto es decir el Capitán y la Capitán y no, la Capitana); la palabra en sí, no describe masculino o femenino.

Hay muchas maneras de clasificar nuestras aeronaves, pero en ninguna aceptamos palabra avioneta tal y como lo hacen de manera común los medios de comunicación de manera cotidiana y que demuestran que para ellos el simple hecho de que se trate de una aeronave con hélices, les hace creer que se trata de aeronaves de poca importancia o en algunos casos de aeronaves obsoletas, ignorantes y sin tomarse la molestia de documentarse adecuadamente al respecto.

Esto sin duda ha dado lugar a múltiples discusiones a favor y en contra (más en contra) pero no hay una postura definitiva de las autoridades lingüísticas o de las aeronáuticas al respecto.

Lo cierto es, que para la comunidad de aviación al menos en México existe el consenso de que esta palabra está mal utilizada y no debería de existir para referirse a ninguna aeronave de ala fija.

El tema está en la mesa y la mejor opinión sin duda es la de los apasionados de la aviación a quienes en teoría la diferencia de volar uno u otro tipo de aeronave solo va de acuerdo al peso y performance de la misma y no a su tamaño lo cual no les hace pilotos de mayor o menor importancia.

Para todos nosotros solo existe “avión”, “aeroplano” o “aeronave” y la identificamos solo con su designador OACI. (ICAO) por ejemplo Cessna C-152 o Beechcraft BE-23.

Sin embargo, en cuanto a los expertos del idioma español y/o castellano concierne, la palabra avioneta está perfectamente bien utilizada por la población de habla hispana cuando se trata de pequeñas aeronaves de bajo performance.

P.A. Alex Zepeda.

 

contacto@aeronautiamexico.org